fbpx

Tengo el pelo reseco ¿Y ahora qué hago?

Ya ingresamos en la temporada oficial de los cabellos mas rebeldes que nunca! Aunque no lo creas, el verano es la época donde más dedicación y cuidado le debemos a nuestro cabello.

En mi experiencia personal, durante el verano, es donde más consultas sobre cómo cuidar el cabello recibo. La gran mayoría de mis clientes me llenan de preguntas al respecto, aunque hay quienes realmente toman los consejos y los siguen, hay quienes los siguen a medias y las que hacen odios sordos.

Les voy a contar un poco sobre los problemas que normalmente escucho y responderles en base a mi experiencia personal. Sigan leyendo para saber más…

Presta atención a los consejos

Los profesionales, en la mayoría de los casos, estamos continuamente haciendo hincapié en los consejos a nuestros clientes para que cuiden su cabello, para mantenerlo hermoso durante más tiempo. También está la realidad alterna: los profesionales comerciantes, aquellos que, sin conocer a fondo el cabello de su cliente, se desviven por venderle productos que realmente no necesitan y es por esta razón que los clientes terminan frustrándose por una compra mal realizada.

Lo cierto es que, para cada tipo de cabello, existe una necesidad diferente y allí es el caso en que los profesionales debemos identificar para luego aconsejar. No es lo mismo aconsejar sobre un cabello natural que sobre un cabello alisado.

El cabello virgen y los cabellos extremadamente rubios por decoloración son dos polos opuestos, entonces ¿por qué usarías el mismo shampoo o tratamiento que usa tu amiga que jamás se hizo algo en su cabello?   

Tengo 3 palabras mágicas que las van a ayudar a ordenar la prioridades:

DECOLORACIÓN + INVERSIÓN + DEDICACIÓN

DECOLORACIÓN: Los procesos de balayage y foilayage como técnicas de aclarado del cabello, son los productos más consumidos en el rubro de la peluquería actual, pero no se olviden de que es el proceso más traicionero de todos, ya que muchas veces los clientes desconocen la agresividad con la cual trabaja el polvo decolorante sobre el cabello. Parece que los clientes se olvidan que están forzando al cabello a un proceso químico súper agresivo y luego pretenden que su pelo quede como si tuvieran el cabello virgen como a sus 15 años. ERROR N°1.

INVERSIÓN: Deben pensar en una regla muy simple: “a mayor agresión al cabello, mayor inversión por parte del cliente”. Los profesionales aconsejamos a nuestros clientes a comprar los productos y realizarse los tratamientos que son los adecuados para su tipo de cabello según la fase donde se encuentre, sea cabello virgen, teñido o decolorado. Muchas veces los clientes piensan que el cabello, luego de un proceso químico, tanto sea de color como de decoloración, se reconstruye con un simple tratamiento en la peluquería y de una sola vez. ERROR N°2.

DEDICACIÓN: Todos los días estamos machacando cabezas diciéndoles a los clientes que cuiden su cabello como si fuera un bebe recién nacido (dicho de manera literal). Tener un cabello hermoso, brilloso y sano lleva dedicación y cariño constante. Los clientes creen muchas veces que teniendo un arsenal de productos van a hacer maravillas en su cabello y lo cierto es que, la gran mayoría, no hace sus deberes como debe hacerlos. ERROR N°3.

Otro de los problemas frecuentes de la peluquería

Es la durabilidad del color en el cabello y, muchas veces, los clientes desconocen que cada marca de coloración tiene una durabilidad técnica. Un caso muy particular que recibo es: “el color no me dura por 4 meses”. ¡¿QUÉ?! Es lógico que una coloración no vaya a durar 4 meses, ya que cada coloración tiene una durabilidad de entre 20 a 25 lavados (según la marca de la que se hable, en mi caso personal utilizo siempre productos Schwarzkopf ). Entonces, si dura entre 20 a 25 lavados, ¿cómo pretenden que dure 4 meses? Está en cada clienta (y en su poder adquisitivo) respetar los tiempos entre coloración y coloración, los productos y la dedicación que le aconseja el profesional que esta atendiéndolas.   

Siendo redundante, cada profesional aconseja a sus clientes como prefiere y con los productos que éste crea conveniente, pero la realidad más cruda es que los clientes muchas veces no hacen caso a éstos consejos y pretenden maravillas en una sola aplicación.

Entonces, queridos clientes: dejen las quejas aparte y tomen cartas en el asunto! Dediquen a su cabello el mismo esmero que dedican para ir al gimnasio, a hacer dieta, a cuidar a sus hijos, etc. Y la misma inversión que realizan en ese par de zapatos de alguna marca reconocida, en ese tratamiento facial que tanto les gusta hacerse todas las semanas, etc… porque un cabello sano y hermoso meceré lo mejor de nosotros.

Sigan leyendo mas información sobre cuidado del cabello en otras notas del blog

2 comentarios en “Tengo el pelo reseco ¿Y ahora qué hago?”

Deja un comentario