fbpx

Alisado Vs Decoloración

Seguramente alguna de ustedes, o una amiga o una conocida, en algún momento se hizo lo que se conoce comúnmente como ALISADO, y luego fue corriendo a contarle a otra amiga para que se lo haga porque le cambio la vida…

En el mercado existen tantos nombres para estos tratamientos como peluqueros en el mundo. Alisado, cauterización, botox, anti frizz, cirugía capilar, plastificado son los nombres más conocidos.

La verdad es que éstos tienen su lado oscuro detrás de la comodidad de ayudar con el peinado diario y otros efectos.  

Muchas mujeres recurren a estas prácticas para “domar a la fiera” (como digo yo). Siempre está la clienta que se encuentra descontenta con la textura de su cabello y busca diferentes alternativas para mejorarlo de manera rápida y en un solo paso, pero la mayoría desconoce cuáles son las consecuencias que esto trae aparejado.

Los componentes del alisado

La gran mayoría de los alisados del mercado están formulados a base de Formaldehido, mejor conocido como formol; es un compuesto químico altamente volátil e inflamable. Utilizado comúnmente para la conservación de cadáveres.

El formaldehido o formol, puede llevar a una intoxicación al ser inalado, produciendo una sensación de quemazón, tos, dolores de cabeza, nauseas; puede ocasionar irritación en los pulmones llevando a un edema pulmonar. Sobre la piel puede producir irritación y/o quemaduras. Sobre los ojos es un lacrimógeno, que puede producir que la vista se vuelva borrosa, produzca dolor y/o irritación. Si una persona se ve expuesta por tiempos prolongados o repetitivos puede conllevar a padecer cáncer.

Seguramente, quien se lo hizo alguna vez notó que, pasados unos días, aparece una leve a moderada caspa, producto del contacto del quimico con el cuero cabelludo.

Existen otros alisados que son a base de Carboximetilcisteína, conocido como carbocisteína, un fármaco expectorante que es recetado por los médicos para procesos bronquiales.  

Las consecuencias del alisado

Al margen de lo ya aclarado anteriormente, que asumo que está más claro que el agua, existen más contraindicaciones a la hora de procesar químicamente el cabello por parte del peluquero.  

Cuando una clienta llega al salón con un tratamiento de estos, es hora de tener una charla sobre las consecuencias que va a tener sobre su trabajo técnico.

La existencia de formol o carbocisteína en la fibra capilar produce una reacción química a la hora de realizar un proceso de aclarado. Poner polvo decolorante sobre un cabello alisado es “una bomba de tiempo”.

Reacción de sal metálica, es el nombre químico de lo que se produce partir la fusión de estos dos componentes en el cabello.  

Para explicarlo de manera práctica, cuando hacemos un proceso de alisado en el cabello, cada fibra quedaría como si pasáramos una capa de barniz. El cabello queda brilloso, rígido y mejora su textura, pero todo esto es temporal.

Seguramente habrán notado que después de ciertos meses de haber realizado este tratamiento, el cabello comienza a ponerse reseco, como si el barniz hubiese estado mucho tiempo al sol. Cuando el profesional inicia un proceso de aclarado con polvo decolorante tiene que atravesar esa capa de barniz que tiene el cabello.

Lo cierto es que el polvo decolorante intenta atravesar esa capa de barniz pero luego de transcurridos unos minutos comienza a quedarse sin fuerza, dejando el proceso de aclaración a mitad de camino (quedando el cabello con notas amarillas o naranjas cuando esto no es lo que buscamos, según corresponda a cada caso).

Y no solo es eso, sino que además, mientras ocurre el proceso de decoloración, donde normalmente para incubar calor utilizamos bandas térmicas o papel aluminio, el cabello comienza a elevar su temperatura, y en algunas ocasiones produce humo. Es decir, el barniz que estaba en el pelo empieza a cocinarse a fuego máximo. En alguna ocasiones esto puede llevar a producir sensibilidad o un corte químico a partir de la decoloración, es decir que el cabello puede quedar como un espagueti que fue pasado de cocción.

Por otra parte, existe otra consecuencia más. Cuando se alisa el cabello, básicamente, lo dejamos sellado, impenetrable. Por más que intentemos recuperar la calidad de cabello con tratamientos adecuados (recomendados por profesionales) la capa de barniz que tiene el pelo no va a dejar penetrar los nutrientes. Es como si quisiéramos nutrir la piel de nuestro rostro con una máscara de plástico puesta. 

¿Cómo revertir el proceso del alisado?

Lo cierto es que cualquiera de estos dos componentes no se pueden eliminar del cabello con ningún proceso. La única manera de eliminarlos es dejando de recurrir a estas prácticas y comenzar a cortar el cabello para erradicarlos.

Cuidar el cabello no va a suceder en solo una hora de tratamiento de alisado o botox, o como lo quieran llamar. Hoy en día, estas prácticas se volvieron altamente comerciales debido a la gran demanda por parte de las mujeres y también por la desinformación que hay en torno a ellos.  

Cuidar el cabello conlleva dedicación por parte de la clienta, utilizando siempre los productos que recomiende el profesional.

Desde mi punto de vista creo que cada mujer es bella como es, con el cabello con el que nació. La que tiene el cabello con ondulaciones o rulos, o la que tiene el cabello lacio debe amarlo tal cual es, luciendo así su naturalidad. Podemos cambiarlo de colores pero no de estructura (de manera definitiva sin destruirlo). Es una realidad que la que nació con rulos lo quiere lacio y viceversa, pero existen dos millones de formas de cambiarlo sin dañarlo de forma tan agresiva. Pueden recurrir a tratamientos hidratantes y nutritivos, utilizar mascaras adecuadas, productos de styling, etc. O simplemente dedicándoles unos minutos más a la hora de peinarlo (aunque eso implique levantarse 1 hora más temprano antes de ir a trabajar).  

Con qué objetivo modificar la estructura natural del cabello, haciendo daño a tu salud y a la de los demás; recuerden que las personas que realizan estos tratamientos también son humanos y padecen las consecuencias.

Mientras lo piensas, déjame tus comentarios y compartí esta historia con tus amigas…

Les dejo un video sobre una charla que tuvimos hablando sobre este tema con mi colega Santiago Alarcon @larconcolors.

También en nuestro canal de instagram @mena.martinez.msk  subimos un video de la embajadora de schwarzkopf, Milagros Rodriguez @nekonekostyle hablando más sobre el tema.

https://www.instagram.com/tv/B0CW2O3AKR7/

5 comentarios en “Alisado Vs Decoloración”

  1. Hola, yo me hice alisado hace un año y medio. Ahora me quiero hacer una decoloración.. mi pregunta es si estos químicos siguen estando en mi pelo o si me puedo decolorar tranquila (en peluquería, obvio). Por lo que entiendo en tu post, siguen estando. Pero me queda la duda… si me podrías responder sería genial jajaja. Saludos

    • Hola Juliana, por más que haya pasado el tiempo, estos químicos quedan dentro de la fibra, por lo cual deberás advertirle al profesional antes de realizarte la decoloración, para que este tome los recaudo necesarios. Besos!!!

Deja un comentario